ni viejos ni ricos

image Hace años, en las carreteras de Alemania había unos carteles con publicidad sobre preservativos que hacían la siguiente pregunta :” ¿Tú sigues practicando sexo, o juegas al golf?”
Hoy en día esa pregunta, que ya entonces no tenía sentido, nadie la haría porque en todo el mundo son legión las personas que practican este deporte y en España estamos federados 325.000 ciudadanos de toda edad, sexo y situación económica. Por eso añadir al tópico de que es un deporte para mayores el de que también lo es para ricos, convierte a quienes sostienen esta tesis en unas personas muy mal informadas por no decir que incultas.
No pretendo hacer proselitismo de un deporte que practico con una cierta adicción, pero creo que merece la pena saber que si alguien consigue jugarlo moderadamente bien será porque tiene la disciplina mental de estudiar las dificultades que le ofrece el terreno, el conocimiento para elegir bien el palo que va a utilizar en cada golpe, la capacidad para concentrarse antes antes de ejecutarlo, la paciencia para ensayar previamente el movimiento que va a realizar, y la voluntad de no perderle la vista al objetivo y si así incluso falla, la fortaleza de no enfadarse consigo mismo y aceptar que jamás será perfecto. No es un mal método para afrontar otros retos a los que nos tenemos que enfrentar diaramente en la vida, aunque es cierto que cada uno elige el suyo.
Ayer, en uno de esos programas que necesitan fabricarse un escándalo diario para acreditar que ellos son los periodistas más guais del Paraguay porque persiguen, como nadie, la corrupción del sistema siempre que los corruptos sean de derecha , denunciaban que el ministerio de defensa se gastaba 300. 000 euros al año en mantener dos campos de golf de titularidad y utilización militar. Independientemente de que no son de utilización exclusiva porque a ellos también tiene acceso y disfrute ciudadanos civiles, entiendo que abandonar esas instalaciones y permitir que se deterioren resultaría un derroche, pero sobre todo creo que la crítica del programa televisivo tiene que ver con la demagogia de que jugar a este deporte es un lujo que los militares no deberían permitírselo si está subvencionado.
A mi me debería dar lo mismo porque yo no pertenezco a ese grupo, pero me tocan las narices las respuestas trascendentes a asuntos de menor cuantía.
Yo esta mañana disfrutaré con mis amigos Julio y Rafa de 18 hoyos en Marina Golf, al sol de Mojácar.

Anuncios

Un comentario en “ni viejos ni ricos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s