medias verdades

imageHay un principio en la vida que nunca deberíamos olvidar: la verdad siempre deja huella y por lo general tiene testigos que han estado presente cuando has hecho o dicho algo, por eso es bastante inútil intentar ocultarla, porque antes o después emerge o, con perdón, ” te la sacan”.
Claro que el escritor francés Anatole France pensaba que ” Sin mentiras la humanidad moriría de desesperación y aburrimiento”, y buena nota de este consejo han tomado no pocos dirigentes políticos de todas las naciones, que siempre han apostado por evitar que la gente se aburra y de paso, con esas medias verdades, han intentando salvar sus culos.
Lo que le está ocurriendo a Rajoy es que en algún momento pensó que sí decía medias verdades saldría indemne, y evidentemente se equivocó, metió la pata y ahora es rehén de sus palabras, contradichas por quienes le quieren hacer la puñeta o por quienes no quieren morir con él.
No es mi intención hablar hoy del monotema Bárcenas y sus consecuencias políticas , sino del sutil arte distorsionar la verdad.
Cuando alguien enfatiza con frases como “pongo la mano en el fuego” o ” lea en mis labios: le estoy diciendo la verdad”, o ” Jamás le he mentido ni le mentiré”, es que se está protegiendo de la falta de credibilidad que le acompaña. La verdad es más simple que la mentira y dura más tiempo.
” La mentira, dijo Sócrates, nunca vive hasta llegar a vieja”, o como dice nuestro refranero “tiene las patas muy cortas”. La teoría sobre las mentiras piadosas, puede que les valga a quienes piensan que así liberan de un sufrimiento a quien las escucha, pero, como ayer leí en una de esas frases sabías que la gente cuelga en las redes sociales, ” Es mejor ser herido por la verdad que consolado por la mentira”.
Si esto lo hubieran sabido Clinton , Nixon, Miterrand, Andreotti, Berlusconi, Goebbels, o por citar a los nuestros, Rubalcaba o Rajoy, tal vez la historia hubiese sido distinta… o tal vez no.

Anuncios

6 comentarios en “medias verdades

  1. Que el tiempo descubre la verdad además de cierto, lo suele hacer a corto o muy corto plazo hay un dicho español que dice “que la mano izquierda no sepa nunca lo que hace la mano derecha” o viceversa con esto creo que ya está todo dicho en cuanto a la mentira, es algo innato en el genoma humano ¿Quién no ha soltado alguna vez un mentirijilla? lo malo de la mentira es que siempre causa daño a quien la soporta o es blanco de ella…y por ello siempre he creído que algo tan habitual, como la difamación, el escarnio, los San Benitos, la mentira etc. etc. deberían de estar tipificados como delito en el Código Penal….evidentemente con penas en función del grado del daño que causen…

  2. Hola, saludos, Diego. Hace tiempo que no cuelgo alguna intervención en tu blog lo cual no significa que no te lea. Hoy no he podido sustraerme a darte las gracias por abordar y bordar los temas que has tratado en tus últimas cinco entregas. Ellas y la mayoría, demuestran qué nivel de profesionalidad posees, de sensibilidad, de buen hacer, aunque eso ya lo saben los que te conocen y han trabajado contigo, siempre y cuando estén exentos de malos instintos llevados por la envidia algo tan habitual en este oficio, por desgracia. Pues nada, te deseo un buen verano y que no se acabe esta ventana que bajo tu tecla pone las cosas donde deben estar y que muchos de la profesión intentan cambiar al antojo de intereses ajenos a la verdad y mucho de sectarismo en función de no se sabe (que se sabe) de quien les alienta, por no decir, le paga de diferentes formas aun no estando en nómina. Y quien así actúa tiene unos calificativos que quizás ellos no escuchan mientras intervienen pero que se pronuncian mucho más de lo que ellos suponen entre la audiencia que “aguanta” la manipulación, distorsión, de los hechos que presentan ante las cámaras que, como no se puede ver deben sonrojarse ante tales intervenciones. Un abrazo.

    • Rafi, Me alegra saber que sigues leyendo mi blog y los artículos que aquí publico porque la importancia intelectual y moral de una persona se mide por el nivel de quienes le respetan y por la mediocridad de quienes le odian.
      A mi me honra tu opinión porque es una opinión propia de gente culta que lee y piensa por sí misma, sin más ataduras que las de su propia conciencia.
      Gracias por tu amistad, y un beso. Sabes que yo también te he admirado siempre.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s