borrar la historia, según pedro j.

FOto MUndo

Les voy a decir una cosa: “Cuando uno pierde el poder, estorba”, y el que no le entiende así lo pasa muy mal hasta que finalmente acepta que también ha perdido las prerrogativas, los reconocimientos, la influencia y hasta la memoria de lo que fue. La ley de la supervivencia de los segundones, cuando sustituyen a su jefe, les convierte en crueles, porque mezquinos ya lo eran, y su primer y continuado empeño consiste en borrar cualquier huella de su predecesor y ganarse la confianza de sus nuevos mentores.
Pedro J. Ramírez ha acertado con la frase “Primero te borran de la foto, luego se reescribe la historia” al describir su experiencia más reciente en la fiesta del 25 aniversario del diario EL Mundo, en la que sus antiguos jefes y algunos subordinados le trataran ostensiblemente mal, hasta el extremo de hacer que no estuviera en la foto conmemorativa.
El ex Director y Fundador de El Mundo, antes dirigía un periódico que llegó incluso a condicionar algunas políticas de los gobiernos de estos 25 años, pero hoy su atalaya es Twitter donde comparte espacio con cualquiera que tenga una cuenta y algo que decir, aunque no interese a nadie. Sus twits, protestando por el maltrato recibido y por la manipulación que desde su antiguo periódico se ha hecho de su cese, solo sirven para que unos pocos se enteren y otros lo comentemos, pero ya no inquietan a nadie.
Hay quienes piensan que sólo se influye desde el poder, y no es del todo cierto porque desde la oposición a veces también se puede inquietar, aunque menos. Tal vez por eso Pedro J. Ramírez, emulando al general Douglas McArthur, diga “Volveré”, aunque no está muy claro que pueda hacerlo y mucho menos con las mismas armas que tuvo durante cinco quinquenios. Su raza como periodista le impele a regresar con otra cabecera aunque sea digital, y por más que haya quienes ya no estén preocupados pensando en la portada de El Mundo del día siguiente y se alegren del triste presente profesional de su ex Director (bien indemnizado, por cierto), yo al menos reconozco que cuando desde el poder se domestica a la prensa, perdemos todos.
He contado este ejemplo porque es el que tengo más a mano, pero mi tesis es más general. Después de haber ejercido el poder, si no te retiras te retiran, así que es mejor tener previsto y ensayado ese momento para no derramar lágrimas ni darle a quienes te sustituyan el placer de creerse que fueron ellos tus verdugos.

Anuncios

Un comentario en “borrar la historia, según pedro j.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s