Constitución o demolición

image

Mariano Rajoy ha dicho que su partido está de acuerdo en re
formar la Constitución pero no ha aclarado en qué aspectos y con qué fin.

En eso se está pareciendo a Pedro Sánchez que tampoco tiene ni idea de para qué quiere reformarla.

Ambos responsables políticos han entrado en el bucle de mirar de reojo a los partidos emergentes y, acomplejados, quieren hacer gestos renovadores de lo que sea para ver si se hacen perdonar el inmovilismo del que son acusados.

Los únicos que tienen meridianamente clara la reforma de la Constitucion son los de Podemos, porque lo que pretenden es cambiar el modelo de Estado, convertir en República el actual sistema de monarquia parlamentaria, modificar el ámbito de la propiedad privada, regular la actividad y la propiedad de los medios de comunicación, y fijar prohibiciones al desarrollo de la actividad de todas las organizaciones que les repugnan, aunque sean respetadas por una gran parte de los españoles.

Las grandes Constituciones que han servido de referencia a los países democráticos que, como España llegaron más tarde a un sistema de libertades, siguen vigentes y se han adaptado a las nuevas necesidades y compromisos internacionales pero no han cuestionado las bases fundamentales de su texto legal.

En España se quiere reformar la Constitución de 1978 por razones tan peregrinas como las siguientes :

Hay una parte de la población que no pudo votarla porque o no había nacido o no tenía la edad legal para hacerlo. Según este argumento cada veinte años habríá que reformar la Constitución y seriamos el único país del mundo que establecería esa costumbre que abriría una puerta a la inseguridad jurídica.

También argumentan que hay que reformar la Constitución porque la actual se hizo desde el consenso, con renuncias parciales tanto de la derecha como de la izquierda, para conseguir que todos los españoles se vieran representados en sus legítimas pretensiones.

Ahora se quiere hacer una Constitución excluyente en vez de integradora, porque sus promotores sostienen que España es mayoritariamente de izquierdas y los valores de la derecha son anti democráticos . Ósea que de una Constitución integradora se quiere pasar a una excluyente.

Y por citar uno más de los argumentos , hay quienes quieren reformar la Constitución para que España sea ” una nación de naciones”, en la que la insolidaridad sea el modus operandi de cada uno de los reinos de taifas que conformasen ese conglomerado.

Los únicos que han tenido el valor de decir lo que quieren con la modificación de nuestra Carta Magna han sido los que pretenden dinamitar nuestro actual sistema, en cambio el PSOE y el PP, víctimas de sus complejos, no tienen el valor de defender nuestra Ley de Leyes, y aclarar con precisión cuales son los aspectos que deberían incluirse o modificarse, llegado el caso.

Eso sería pedirles demasiado.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s